Una nueva sala, mejor dicho un nuevo espacio abierto al teatro, se ha inaugurado hace apenas unas semanas en Madrid: La casa de la portera, en la calle Abades nº 24. Un edificio antiguo, sin ninguna indicación aparte del número, en el bajo, donde estaba la casa de la portera del edificio, de ahí su nombre. Y arrancan con Ivan-Off, un texto de Antón Chejov, un trabajo vibrante y de muy buena factura que te arrastrará por el infierno del protagonista a la vez que paladeas buen teatro. (más…)

Anuncios